Blog

LUXACIÓN ACROMIOCLAVICULAR

¿Qué es la articulación acromioclavicular?

La articulación acromioclavicular es una articulación diartrodial que permite la unión del acromion y la clavícula. Dicha articulación está rodeada de una cápsula y ligamentos que no sólo le otorgan estabilidad, sino que también dan soporte al hombro.

Luxación acromioclavicular

¿Cómo ocurre la lesión?

Son lesiones ocasionadas por impactos de moderada a alta energía. Se produce por golpes directos en el hombro que ocasionan disrupción de los ligamentos que mantienen unida la articulación.

IMPACTO DIRECTO EN HOMBRO

Signos y síntomas

El paciente experimenta dolor de intensidad variable y dificultad para porder mover el hombro. Clínicamente el ortopedista observa inflamación, deformidad ocasionada por la protrusión de la clavícula (signo de la charretera), y los rangos de movilidad del hombro están disminuidos.

Tratamiento

El tratamiento depende del grado de desplazamiento de la clavícula respecto al acromion, la edad del paciente, sus requerimientos físicos y a sus condiciones generales. Grados con desplazamientos no severos pueden ser tratados de forma conservadora. Adecuada analgesia, hielo e inmovilización de la extremidad lesionada conforman el manejo no quirúrgico. Hay que considerar que mientras más desplazada esté la clavícula, mayor es la severidad de la luxación. El ortopedista realizará entonces una reducción y fijación interna mediante cirugía.

Reducción y fijación de luxación acromioclavicular

Fractura de​ cadera

¿Qué es una fractura de cadera?
La cadera es la articulación de la porción proximal del fémur con la pelvis. Cuando hablamos de una fractura de cadera, nos referimos a la lesión ósea que se produce en dicha porción. Son de las fracturas más frecuentes en pacientes de la tercera edad. Debido a la mala calidad ósea que pueden presentar los pacientes mayores, sólo se requiere un impacto de baja energía para ocasionar esta lesión. El mecanismo de lesión más frecuente son las caídas desde el mismo plano de sustentación de la persona.

fullsizeoutput_83a

Síntomas
Normalmente el paciente tiene el antecedente de una caída. Hay dolor que casi siempre es muy intenso; y dependiendo del tipo de fractura, puede existir acortamiento y/o deformidad de la extremidad lesionada a nivel de la cadera.

Tipos de fractura de cadera
Existen diferentes tipos de fracturas de cadera: capitales, del cuello, trocantéricas y subtrocantéricas. Cada una con un tratamiento y pronóstico diferente.

fullsizeoutput_839

 

¿Qué hacer ?
Salvo muy específicos casos, la gran mayoría requiere algún tipo de intervención quirúrgica. Ésta será determinada según el tipo de fractura. Se trata de una urgencia quirúrgica no sólo por el dolor y la limitación funcional que implica de forma inmediata, sino también porqué puede poner en riesgo la vida del paciente.
Ponte en contacto con nosotros. Te vamos a ayudar.

fullsizeoutput_838

DOLOR EN REGIÓN LUMBAR

El dolor con origen en la columna lumbar es una experiencia universal para el hombre. La gran mayoría de las ocasiones se trata de un padecimiento limitado que no requiere atención médica o un tratamiento específico. El dolor puede ser de intensidad variable, así como su duración. Lo importante es discernir la causa que lo origina.

Desafortunadamente, una serie de padecimientos pueden ser la causa del dolor. Algunos revisten una severidad única. El deber del ortopedista es excluir dichos padecimientos, los cuales pueden requerir tratamiento específico. En caso de no tratarse, suponen un elevado riesgo para la función e incluso para la vida del paciente.

fullsizeoutput_830
¿Cuál es el origen del dolor?
Si el dolor es de leve intensidad el paciente probablemente no busque atención médica. Lo hará si el dolor es severo, se ha vuelto crónico (no remite tras la toma de analgésicos ni reposo), o se acompaña de otros síntomas (frecuentemente neurológicos).
Con frecuencia los dolores agudos se deben a una historia de trauma reciente (caídas, golpes, etc.). Si el dolor es persistente con una tendencia de ir de menor a mayor intensidad y más aún si hay síntomas agregados, las posibles causas aumentan: fracturas de los cuerpos vertebrales, procesos infecciosos, lesión neurológica importante o incluso cáncer son motivos suficientes para no despreciar un dolor en región lumbar, ni por el paciente ni por el ortopedista.

¿Qué hacer en caso de presentar dolor lumbar?
Acude con el ortopedista. Se realizará una adecuada historia clínica y una minuciosa exploración física de la columna y del estado general del paciente. Probablemente se soliciten estudios de imagen pertinentes como radiografías, tomografía o resonancia magnética, entre otros; según lo amerite el paciente. Actualmente en ortopedia, y principalmente en el área de columna, las desiciones diagnósticas y terapéuticas requieren de una correlación clinicoimagenológica.
El tratamiento inicial consiste en aliviar el dolor y los síntomas agregados los cuales pueden indicar la presencia de lesión neurológica (alteraciones de la sensibilidad como piquetes, adormecimientos, calambres, etc.; o debilidad muscular). El siguiente paso del tratamiento es corregir la causa que origina el dolor. Esto puede implicar un tratamiento conservador (sin cirugía), o tratarse de un padecimiento que sólo puede resolverse a través de un procedimiento quirúrgico.
No debe minimizar la repercusión de un dolor en región lumbar. ¿Tiene dudas? Póngase en contacto con nosotros.